Seguinos en redes  

 

      

 

 

Acompaña La Noche de los Museos en el Urondo

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Noviembre 2017

ACTIVIDADES

Bustillo (1889-1982) era miembro de una familia patricia, siempre cercana al poder político, económico, hacendario y militar, circunstancia que en parte explica las relaciones con los clientes de muchas de sus obras. Fue el autor de obras emblemáticas que se convirtieron en postales de las ciudades donde las construyó. El Hotel Llao-Llao (1938) en Bariloche con el imponente fondo de la cordillera de Los Andes. El complejo de Casino, Hotel Provincial con su magnífica rambla en la ciudad de Mar del Plata (1939-1942). El imponente Banco Nación (1938), en una de las esquinas de la Plaza de Mayo, con esa gigantesca cúpula interior, de 55 metros de luz, que ni las cúpulas históricas más famosas, como las de Santa María dei Fiore (Florencia), el Panteón de Agripa (Roma) o la Basílica de San Pedro (Ciudad del Vaticano), se habían animado a tal dimensión. O en una escala un poco menor también proyectó en el centro porteño el Banco Tornquist (1925), lugar donde en 2013 se realizó Casa FOA.

El abordaje de la obra y el pensamiento de Alejandro Bustillo implica dar cuenta del crédito, prestigio y persistencia de los cánones clasicistas tanto en las instituciones de formación de profesionales como en el imaginario de ciertos sectores de la sociedad argentina. . Desde finales del siglo XIX  y hasta avanzado el siglo XX los símbolos arquitectónicos del país liberal, tanto en la edilicia pública como en la doméstica –particularmente en las elites- serán neoclasicistas e historicistas eclécticos. Ya lo había sugerido Sarmiento en 1879: “Buenos Aires debe estar a la altura de su misión de hospedar y recibir al mundo que se viene hacia nosotros, transformando su imagen en francesa y mercantil”

Más allá de la arquitectura doméstica, quizás sean los encargos oficiales que se sucedieron durante toda la década, a partir del golpe de Estado del 6 de septiembre de 1930, los que permitieron la puesta en práctica de las ideas fundamentales de AB en lo referente a una arquitectura monumental argentina

 

 

JORGE RAMOS DE DIOS

Arquitecto UBA, Argentina. Maestro en Arquitectura UNAM, México. 

Profesor Titular Consulto y Profesor de la Maestría en Historia y Crítica de la Arquitectura y el Urbanismo en la FADU/UBA.

Profesor Titular en la Maestría en Intervención y Gestión del Patrimonio Arquitectónico y Urbano de la Universidad Nacional de Mar del Plata.

Profesor Titular en el Magister en Historia de la Arquitectura y del Urbanismo Latinoamericano de la Universidad Nacional de Tucumán.

Profesor invitado en la Maestría en Centros Históricos y Conservación del Patrimonio Edificado de la Universidad de Camagüey, Cuba.

Investigador del Instituto de Arte Americano e Investigaciones Estéticas "Mario J. Buschiazzo", FADU/UBA.

 

Fue Profesor de Historia, Teoría y Diseño en diversas Facultades de América Latina.

Fue Secretario de Investigaciones de la Facultad de Arquitectura, Diseño y Urbanismo de la Universidad de Buenos Aires.

Realizó investigaciones sobre arquitectura prehispánica de Mesoamérica, colonial de Iberoamérica  y contemporánea de Latinoamérica y el Caribe.

Publicó diversos libros y artículos sobre temas de estética, diseño y arquitectura latinoamericana.

Desarrolló su práctica profesional en Argentina, Francia y México, obteniendo premios en concursos nacionales e internacionales.

Recibió distinciones por sus trabajos teóricos; entre ellos la medalla Gabino Barreda de México y el Primer Premio de la Bienal de Quito.

 


ENTRADA GRATUITA / SUJETA A CAPACIDAD DE SALA

Las entradas a los espectáculos se retiran con una hora de anticipación (2 por persona). No se reservan.